10 sorprendentes beneficios para la salud de una sauna seca

Benefits of Using a Dry Sauna

¿Sabías que existe una manera 100% natural y fácil de mantenerte saludable? ¿Sabías que con tan solo 20 minutos al día puedes sanar tu cuerpo de pies a cabeza? La respuesta está en visitar regularmente una sauna seca.

Las saunas secas usan altas temperaturas y baja humedad para producir sorprendentes beneficios para la salud. Las sesiones frecuentes lo ayudarán a reducir la congestión, eliminar toxinas, aumentar la inmunidad e iluminar su piel. A continuación se muestra una lista exhaustiva de los muchos beneficios de las saunas de calor seco.

Índice

¿Qué es una sauna seca?

¿Qué es una sauna seca?

Un sauna seco es un espacio cerrado y seguro que alcanza una temperatura de 195 °F. El único propósito de una sauna seca es promover la relajación y el bienestar a través de la sudoración profusa. Usan calor seco y baja humedad, a diferencia de las salas de vapor que usan calor húmedo y 100% de humedad.

El interior debe estar adecuadamente aislado y generalmente está hecho de listones y bancos de madera sin pintar, resistentes a la humedad. Los calentadores eléctricos rellenos de piedra y los controles montados en la pared también son obligatorios.

Las ventajas de una sauna seca

Sumerjámonos en los conocidos beneficios de usar una sauna seca. La mayoría de estos logros extraordinarios provienen de la investigación y son confiables cuando se trata de su salud.

1. Salud del corazón

Incluso un kit de inicio de sauna seca puede estimular la circulación sanguínea del cuerpo en todo el cuerpo. El tratamiento regular estimula el revestimiento de los vasos sanguíneos, lo que ayuda a regular la presión arterial. Inducir la sudoración también puede acelerar el flujo sanguíneo y mejorar la salud de su corazón.

Además, una sauna semanal combate la rigidez arterial y fortalece la vasodilatación. investigar Los estudios han demostrado que los hombres que van al sauna siete veces a la semana tienen un 50 % menos de riesgo de desarrollar presión arterial alta.

En la mayoría de los casos, mejorar la circulación es similar a los efectos del ejercicio moderado. Las sesiones frecuentes de sauna también pueden mejorar su resistencia y rendimiento atlético a través de una mayor circulación sanguínea.

2. Elimina toxinas

Su cuerpo absorbe fácilmente los elementos nocivos que deben eliminarse a través de la orina, la sangre o el sudor. Por lo tanto, la sudoración profusa es una de las formas más saludables de eliminar las toxinas. Por ejemplo, los ftalatos (que se encuentran en cosméticos, utensilios y pintura) se liberan en el sudor el doble que en la orina.

Además, un sauna seco puede ayudarlo a eliminar toxinas dañinas como el plomo, el cadmio y el arsénico que se almacenan en lo profundo de su piel. Otras toxinas que se pueden eliminar a través de la sudoración en la sauna son el BPA, el mercurio y la nicotina.

3. Mejorar la salud mental

Además de los beneficios físicos, una sauna seca puede ayudarlo a relajarse. Los saunas son lugares cómodos, tranquilos y oscuros que aumentan tu salud emocional y mental. Tomar el sol en un sauna seco te ayuda a relajarte y escapar de la realidad.

Relacionado:  Efectos infrarrojos en la piel: ¿peligrosos o seguros?

Primero, experimentará una relajación profunda y un alivio del estrés, lo que reduce el riesgo de diversos trastornos mentales. El calor de la sauna también relaja los músculos y estimula la producción de endorfinas. Estas hormonas son sustancias químicas naturales que te mantienen sintiéndote bien y radiante después de una sesión de sauna.

La lista de efectos psicológicos positivos continúa. Las sesiones diarias reducen los niveles de cortisol y reducen la ansiedad y el nerviosismo. Cuanto más bajos sean tus niveles de cortisol, mejor será tu estado de ánimo y la calidad del sueño.

Finalmente, el calor seco estimula la liberación de beta-endorfinas en el cuerpo. Estos elementos naturales reducen la sensación de dolor y tienen un efecto calmante. La sudoración también desencadena la producción de hormonas eufóricas que combaten los síntomas de la depresión.

4. Cuidado y exfoliación de la piel

Pasar tiempo en una sauna seca es un verdadero regalo para la salud de la piel. Una forma de mejorar la epidermis es llevar más nutrientes a la superficie de la piel para estimular el crecimiento celular. Afortunadamente, cada sauna hace eso además de abrir los poros.

Las saunas secas también pueden reducir la irritación y la inflamación de la piel. Porque la sudoración intensa tiene un efecto limpiador que elimina las impurezas de las capas externas de la piel. Después de algunas sesiones, notará una mejora en los parches secos, rojos y con picazón. Algunos usuarios han experimentado alivio del acné, el eccema y la psoriasis.

La sauna también alivia la tensión facial e hidrata la piel. El calor que desprende activa las glándulas sebáceas, que producen sustancias oleosas que lubrican la superficie de la piel. El aumento de la producción de sebo da como resultado una piel lujuriosa y rejuvenecida con un brillo hidratado.

5. Ayuda a adelgazar

Primero, aclaremos que un sauna seco no pretende ser un mecanismo de pérdida de peso. Mantenerse saludable es un proceso complejo que involucra actividad física y una nutrición adecuada. Sin embargo, usar una manta de sauna o un sauna después del entrenamiento puede facilitar sus esfuerzos para perder peso.

La sudoración también puede conducir a la pérdida de humedad. El calor aumenta el ritmo cardíaco y, al igual que el ejercicio, el cuerpo comienza a quemar calorías. Este proceso acelera tu metabolismo, ayudándote a regular tu peso y aumentar tu apetito.

6. Recuperación muscular y articular

La actividad física extenuante activa los músculos y se forman pequeños desgarros durante el esfuerzo. Aunque estas lágrimas condicionan su cuerpo, es posible que experimente calambres, dolor e hinchazón.

Entonces, si desea fortalecer su tejido muscular, primero debe sanar. Aquí es donde entra en juego el calor. Una sauna seca estimula la circulación sanguínea, lo que acelera la regeneración muscular. El flujo sanguíneo acelerado lleva más oxígeno a los músculos, lo que alivia la tensión.

Las saunas secas de infrarrojos también redujeron los marcadores inflamatorios. De hecho, un Investigación experimental Se ha demostrado que reduce el dolor y el reumatismo, con posibles efectos positivos a largo plazo. Las articulaciones rígidas y el tejido conectivo también reaccionan positivamente al calor.

7. Mejora el sistema inmunológico

Nunca subestimes el poder del calor seco contra el resfriado y la gripe. Las sesiones regulares de sauna previenen la congestión y mantienen la función respiratoria. Además, incluso organizar reuniones familiares en una manta de sauna puede reducir el riesgo de contraer el virus.

Relacionado:  Sauna antes o después del entrenamiento: ¿cuál es mejor?

La exposición al calor estimula la sangre, proporcionando refuerzos inmunológicos a varias partes del cuerpo. Así aparecen las proteínas de choque térmico, que activan las células presentadoras de antígenos. Gracias a las citoquinas, el sistema inmunológico natural de tu cuerpo se despierta.

Una vez que construye las defensas de su cuerpo, es más fácil combatir la gripe y otros virus y bacterias. Un estudio mostró Los atletas expuestos a la sauna de 15 minutos vieron un aumento inmediato en el recuento de glóbulos blancos y los niveles de cortisol. Los glóbulos blancos (WBC) son marcadores de la fuerza inmunológica.

8. buen humor

Como se mencionó anteriormente, una experiencia de sauna seca puede aliviar el estrés al liberar endorfinas. Estas hormonas son el resultado de que tu cuerpo se relaje y medite. De hecho, los beneficios mentales después de cualquier tratamiento térmico son tan dramáticos que algunos profesionales recomiendan la terapia de sauna para sus pacientes.

Las saunas son especialmente beneficiosas cuando se trata de mejorar nuestro estado de ánimo. Muchas personas que usan saunas a menudo informan que sus niveles de ansiedad disminuyen después de una sola sesión. Además, encontraron que otros factores relacionados con el estrés y la fatiga desaparecieron gradualmente.

Tratar su cuerpo con calidez también lo ayudará a superar la depresión, la hostilidad, la confusión y la ira. Esto se debe a que una sauna seca puede hacerte sentir menos estresado y más despierto. Además, el cuello y los músculos faciales también se relajan.

9. No más insomnio y fatiga

Las visitas regulares a la sauna pueden ayudar con la falta de sueño profundo o los trastornos del sueño. estudios muestran El baño de sauna seco regular tiene un efecto positivo en los trastornos del sueño. Los medicamentos esteroides a menudo no ayudan a mejorar los patrones de sueño, pero la terapia de sauna no lo hace.

La cantidad de personas que recuerdan una experiencia de sueño profundo después de una sauna es enorme. Esta afirmación se basa en una combinación de aumento de la temperatura corporal y liberación de endorfinas. En última instancia, estimular las endorfinas en un ambiente cálido, que descienden antes de acostarse, puede conducir a un sueño reparador.

Para empeorar las cosas, solo en los Estados Unidos, casi 4 millones de estadounidenses sufren del síndrome de fatiga crónica severa. El SFC es una enfermedad incapacitante que afecta a todos los sistemas del cuerpo. Aquellos que luchan contra esta condición enfrentan meses de fatiga constante, junto con dolores de cabeza y debilidad en el sistema inmunológico.

El uso regular de la sauna puede aliviar los síntomas de esta condición compleja y duradera que a menudo causa ansiedad, depresión y malestar gastrointestinal. Pronto notará que su concentración y memoria también mejoran.

10. Reducir el riesgo de demencia

Otro estudio sólido mostró una asociación entre las sesiones frecuentes de sauna y un riesgo reducido de demencia y Alzheimer en los hombres. Los resultados mostraron que mientras más usuarios expusieran sus cuerpos al calor seco, mejor sería su función cerebral.

Más específicamente, aquellos que lo tomaron de cuatro a siete veces por semana tenían un riesgo 65 por ciento menor de desarrollar Alzheimer y demencia. Por lo tanto, las visitas regulares a la sauna pueden actuar como un factor protector contra el desarrollo de frecuentes trastornos de la memoria.

Desde un punto de vista científico, la terapia de sauna estimula el factor neurotrófico derivado del cerebro para producir nuevas células cerebrales. BDNF también conserva las células existentes y mejora la formación de conexiones neuronales.

Relacionado:  Saunas de infrarrojo cercano e infrarrojo lejano: ¿cuál es la diferencia?

Aviso de seguridad

sauna seco

En general, las saunas secas son seguras y pueden usarse con moderación. Sin embargo, si no bebe suficiente agua antes de la sauna, la sauna puede afectarlo negativamente. Cuanto más tiempo permanezca en una manta o sauna, más líquido perderá a medida que suda para mantener estable la temperatura de su cuerpo.

Los adultos sanos no deberían tener que preocuparse por los efectos secundarios siempre que se sigan los procedimientos de seguridad. Por lo tanto, es importante saber cómo utilizar correctamente la sauna antes de entrar en la habitación.

Duración de la sesión

El tiempo que debe permanecer en un sauna seco depende de su salud actual, edad y tolerancia al calor. Los expertos recomiendan 15-20 minutos por sesión para personas sanas. Sin embargo, la duración de su estadía también depende de su comodidad interior.

Podría ser ideal comenzar con una sesión más corta y progresar a un límite de tiempo más alto. O puede dividir su reunión en segmentos más pequeños de cinco minutos. No olvides dejar que tu cuerpo se enfríe un poco entre segmento y segmento. Aprovecha estos descansos para estirarte o tumbarte e hidratarte.

La mayoría de las saunas secas tienen temporizadores instalados para que pueda programar sus sesiones. Según sus preferencias, la temperatura adecuada para un sauna seco debe estar entre 150 °F y 195 °F. El extremo superior del rango suele ser la instalación promedio para spas y gimnasios públicos.

Otras Consideraciones

Además de las pautas de duración y temperatura, existen algunas prácticas comúnmente aceptadas que debe tener en cuenta. Estos son nuestros consejos profesionales:

  • Dúchate antes y después de cada sesión de sauna.
  • Además de beber muchos líquidos durante el tratamiento, es importante planificar sus comidas. Si está lleno, no sentirá todos los beneficios. Así que evita las comidas copiosas antes de ir a la sauna o, mejor aún, después.
  • Si está en una sauna pública, debe usar una toalla de algodón o un traje de baño. Deseche cualquier metal o joyería que esté usando. En casa, puedes experimentar todos los beneficios del calor seco sin ropa.
  • Si se siente mareado o con náuseas, abandone la sauna inmediatamente. Los sofocos, dolores de cabeza y escalofríos son señales de advertencia de malestar.
  • Evite los saunas si ha consumido alcohol o drogas, ha intentado concebir o ha quedado embarazada.
  • Consulte a su médico para determinar el tiempo de sauna recomendado en función de su estado de salud. A las personas con afecciones renales, hepáticas y cardíacas se les puede recomendar que eviten los saunas por completo.

Pensamientos finales

Las sesiones regulares de sauna seco pueden proporcionar una variedad de beneficios físicos y mentales para el cuerpo. El calor hace maravillas para el cerebro, la piel, los músculos y el sistema inmunológico. Desde una mejor salud cognitiva hasta una mejor circulación sanguínea, los beneficios naturales de un sauna seco son invaluables.

Si se pregunta si debe comprar una sauna seca, este artículo le proporcionará información sobre lo que debe tener en cuenta. Siga todos nuestros consejos para tomar una decisión informada.

¿Alguna vez has probado una sauna seca? ¿Cuál es su impresión general? Siéntase libre de compartir sus pensamientos en el cuadro de comentarios a continuación.¡Nos encantaría escucharlo!

Maria Belen

Tal vez te pueda interesar: